10 consejos para perder peso y conseguir un vientre plano

Tanto hombres como mujeres se ven enfrentados al aumento de peso o a la perdida de masa muscular en el abdomen, especialmente a partir de los 30 años. El indicador más claro de que estamos perdiendo nuestra figura juvenil es un vientre que se hace más prominente conforme pasa el tiempo.

La aparición de la barriga aqueja a todas las personas, incluyendo a aquellas que hacen deporte, pues todo parece indicar que es un síntoma ligado al paso del tiempo.

Pero no hay por qué darse por vencido. Pocas personas saben que es posible retrasar, contrarrestar e incluso evitar la aparición de la barriga.

Nuestra propia voluntad es la condición principal para alcanzar el resultado esperado, es ella y sólo ella la que nos va a permitir aplicar con éxito estos 10 consejos que ayudan a conseguir un vientre plano.

Los 10 consejos

1. Comer en pequeñas porciones y más a menudo

plato con comidaDisminuir la ingesta de comidas puede parecer a primera vista la mejor manera de perder peso, pero esto no siempre funciona como imaginamos. Lo ideal es comer un poco menos y aumentar la frecuencia de consumo, por ejemplo si comemos tres veces al día podemos pasar a comer cinco veces al día, en pequeñas porciones. De esta manera vamos a controlar el hambre, teniendo menos apetito y facilitando la disminución de las porciones.

2. Desterrar de la dieta las bebidas de soda

bebidas con sodaNo sólo hay que evitar las bebidas gaseosas debido a sus altos contenidos de azucares (algo que por supuesto no va ayudarnos a tener un vientre plano), sus altos contenidos de dióxido de carbono son en gran parte responsables de esa sensación de hinchazón en el vientre. No hay que olvidar que de alguna manera estamos tragando gas, lo que obliga a nuestro vientre a permanecer inflado.

Si creemos que el consumo de bebidas gaseosas “sin azúcar” nos ayuda a contrarrestar los efectos nocivos de este tipo de líquidos, nos equivocamos. El azúcar de dieta puede resultar aún más peligroso para nuestro cuerpo, puesto que está compuesto de sustancias químicas que suelen ser más difíciles de digerir y que a largo plazo pueden producir problemas en nuestra flora intestinal.

Si quieres saber más sobre problemas que puede ocasionar esta bebida carbonatada si se abusa de ella, hace una semanas publiqué 10 Secretos ocultos que nadie te dice sobre la soda para tu salud.

3. Tomar al menos 8 vasos de agua al día

vaso de aguaEl consumo de agua nos ayuda a regular la digestión puesto que mantenemos en movimiento los intestinos. Por otra parte, se sabe que el agua es un gran eliminador de toxinas, algo muy importante que nos ayuda a evitar que las grasas se depositen en nuestro organismo. Ocho vasos es la medida que equivale a unos dos litros de agua al día. Podemos ayudarnos remplazando el consumo de refrescos y zumos para acompañar las comidas, por agua pura.

El agua el el mejor alimento que tenemos y el más sano. Puedes conocer 10 beneficios que aporta el agua a tu cuerpo.

4. Disminuir el consumo de bebidas alcohólicas

bebida con alcoholEste tipo de bebidas son ricas en calorías y promueven la obesidad, especialmente la cerveza y el vino. Lo mejor es disminuir su consumo si queremos dejar de acumular grasa en el abdomen, pues es en esta zona donde la adiposidad se deposita con más comodidad. Por otra parte, se sabe que las bebidas alcohólicas estimulan el apetito. Cuanto más bebemos más comemos y más riesgo tenemos de engordar nuestro vientre.

5. Reducir el consumo de sal y de comidas saladas

saleroEl sodio contribuye a que el cuerpo retenga líquidos, provocando hinchazón y obesidad. Trate de salar sus comidas el mínimo posible y evite el consumo de alimentos congelados y/o en conserva, ya que contienen altas dosis de sodio.

Estudios han demostrado que el ser humano es capaz de comer sin sal y encontrar el mismo gusto en las comidas. Un mes bastaría para que las papilas gustativas se habitúen a la falta de sal. No hay que olvidar que existen otras muchas formas de dar sabor a la comida, por ejemplo con las hierbas y especias naturales como el tomillo, la pimienta, el perejil, el orégano, entre otras.

6. Aumente el consumo de fibra

alimentos con fibraEsta es otra estrategia para ayudar a la digestión, pues es muy difícil tener un vientre plano si constantemente experimentamos hinchazón o estreñimiento. La fibra mantendrá nuestro aparato digestivo en mejor forma. Una buena manera es agregar a la dieta productos integrales, dejando fuera todos los derivados de las harinas refinadas o harinas blancas.

7. Ejercita los músculos abdominales

ejercicio para abdominalesSi sigues una buena dieta y además ejercitas tus abdominales tendrás todo lo que necesitas para tener un vientre plano. Por el contrario, si haces abdominales con frecuencia pero tienes una dieta descuidada lograras un vientre de acero, pero redondo. Existen mil y una maneras de hacer abdominales sin darnos cuenta, la practica del boxeo o la natación resulta altamente eficaz para lograr tener un vientre plano.

8. Integra el té a tu dieta diaria

téLa delgadez del pueblo chino es bien conocida y no es gratuita. Parte del secreto reposa en su consumo cotidiano de té. Esta bebida ayuda a regular el metabolismo, desestimula la acumulación de grasas y favorece los niveles de colesterol. Existen programas de dieta basados fundamentalmente en la ingesta de té, pues es un gran promotor de la perdida de peso.

9. Ataca el estrés

hombre con estrésContrario a lo que se cree, nuestro cuerpo no sólo es el reflejo de hábitos físicos sino de situaciones psíquicas. Este comprobado que personas con altos grados de estrés tienen tendencia a la obesidad, o simplemente desarrollan con frecuencia problemas estomacales que les impiden tener un vientre plano. Vale la pena tomarse unos minutos en el día o durante la semana para tomar distancia de las situaciones que nos conducen a perder la relajación.

10. Privilegia el tiempo de descanso y sueño

persona dormiendoEstá comprobado que las personas que duermen poco suelen tener más hambre y con mayor frecuencia. Las personas que no duermen bien necesitan saciar sus ganas de comer rápidamente lo que frecuentemente conduce a una dieta rica en grasas y problemas para sentirse satisfecho. Es importante recuperar las energías y dormir al menos entre seis y ocho horas diarias. Tener rutinas claras de descanso, trabajo y alimentación, ayudan a nuestro bienestar físico.
Si conoces de más consejos no dudes en contarlo, deja un comentario contando tu consejo, me encantará saber sobre él 

¡Si te ha resultado útil el contenido puedes ayudarme compartiéndolo!​
Tu opinion es importante
Recomendaciones
loading...